COCINAS DE ESTILO INDUSTRIAL

Las cocinas de estilo industrial son propuestas sencillas, muy personales, en las que encajan perfectamente casi todos los materiales usados comúnmente en la construcción; ladrillos, hormigón, cemento, madera, cristal, hierro y otros metales, además de muebles usados y hasta objetos decorativos desgastados o reciclados, que se pueden integrar en espacios preferiblemente amplios y con techos altos.

Elementos característicos en estos ambientes son las vigas, tuberias y paredes de ladrillo a la vista, que junto con lámparas y sillas de metal son capaces de conformar unas cocinas singulares y absolutamente únicas.

Los electrodomésticos deben ser preferiblemente en acabado acero inoxidable o en color negro, y se combinan con muebles de cocina con puertas de madera, acero o lacados